Calefacción con energía aerotérmica: el mejor aprovechamiento posible de las energías regenerativas con la bomba de calor

Nuestras bombas de calor usan energía renovable del aire. Por ello, reducen el consumo de combustibles fósiles, protegen los recursos y minimiza las emisiones de CO2 nocivas para el clima.

Al mismo tiempo, podrá beneficiarse de una ventaja adicional: la mayoría de las bombas de calor de Viessman disponen de funciones de "active cooling" y "natural cooling". Además de su clásica aplicación como generador de calor en los días más fríos, durante el verano se encargan de garantizar tanto un clima interior agradable como una refrescante refrigeración de la vivienda.

Gracias a su gran variedad de gamas, se podrá escoger la bomba de calor adecuada para cada demanda. Durante la fase de planificación se deberán tener en cuenta tanto los datos arquitectónicos y geológicos como los preajustes individuales y personalizados necesarios para cubrir la demanda térmica.

Las bombas de calor de Viessmann se instalan en el marco de las nuevas construcciones y la modernización retroactiva; además, se pueden utilizar como un sistema polivalente en combinación con instalaciones de energía solar e incorporadas en una calefacción a gasóleo o una calefacción a gas ya disponible. De esa manera puede llevar sus ideas perfectamente a la práctica.

Bombas de calor icon-wp.png

Las bombas de calor son la primera opción cuando se trata de aunar el ahorro de gastos de calefacción y la generación de calor respetuosa con el medio ambiente. La energía que utiliza la bomba de calor la proporciona el medio ambiente sin límites y de forma gratuita. El accionamiento y la bomba del sistema de calefacción necesitan muy poca electricidad para hacer que esta energía pueda utilizarse. Las bombas de calor funcionan sin necesidad de combustibles fósiles y contribuyen de manera activa a reducir las emisiones de CO2 y a proteger el clima.