Tecnología fotovoltaica: electricidad solar

Gracias a la distribución cada vez mayor de sistemas de energía regenerativos, la disposición de los consumidores y usuarios finales a producir su propia electricidad es cada vez mayor. Hoy en día, una instalación fotovoltaica de gran potencia ofrece la posibilidad de utilizar la energía solar de forma ventajosa. Mediante la instalación de módulos fotovoltaicos, el usuario muestra su postura comprometida con el medioambiente y participa activamente en su protección al evitar las emisiones de CO2.

Con el constante aumento de los precios de la energía, una instalación fotovoltaica nos permite ahorrar dinero y además reducir nuestra dependencia de los proveedores de energía. La electricidad generada de forma independiente se puede usar para el consumo propio o se puede inyectar a la red eléctrica pública. Gracias a la bonificación regulada por ley, o el ahorro causado por el consumo propio, la inversión se amortiza en pocos aÑos. Además, esta tecnología siempre aumenta el valor del inmueble.

La técnica fotovoltaica de Viessmann le ofrece componentes perfectamente adaptados, entre los que se incluyen módulos fotovoltaicos, inversores y sistemas de montaje y sistemas de almacenamiento de corriente y bombas de calor para aumentar el uso de electricidad propia.

La exigencia de calidad de los módulos fotovoltaicos garantiza rentabilidad y durabilidad. La oferta fotovoltaica se completa con servicios integrales desde la planificación y el dimensionamiento, pasando por el suministro, hasta la asistencia técnica por parte de socios especializados competentes de Viessmann.

Instalación fotovoltaica y bomba de calor

En el caso de las instalaciones fotovoltaicas, actualmente están disponibles dos opciones para el aprovechamiento de la energía solar generada: la corriente puede o bien alimentarse por completo a la red o bien destinarse total o parcialmente al autoconsumo. La forma más eficiente de generar calor mediante la electricidad es el uso de una bomba de calor. Así, por cada kilovatio/hora de electricidad derivada del calor ambiental gratuito, se generan hasta cuatro kilovatios/hora de calor.

En caso de que la demanda de energía para la calefacción y producción de A.C.S. se deba cubrir con ayuda de una bomba de calor, no solo podrán aumentarse considerablemente las cuotas de consumo propio de la instalación solar, sino que la electricidad solar también contribuirá a obtener un suministro de calor a buen precio. Si se desea combinar una instalación fotovoltaica con una bomba de calor, deberá optarse por una bomba de calor específica que permita optimizar el consumo propio y adaptar su funcionamiento al proceso de generación de la instalación fotovoltaica. Para este tipo de aplicación, Viessmann ha desarrollado un sistema especialmente adaptado compuesto por una instalación fotovoltaica y una bomba de calor.

Consumo propio de electricidad solar eficiente

Autoconsumo eficiente de electricidad solar

Puesto que la electricidad solar autogenerada es más barata que electricidad de la red, el consumo propio ofrece ventajas económicas. Un concepto de instalación óptimo combinado con componentes perfectamente compatibles, garantizan este elevado consumo propio.

[1] Instalación fotovoltaica

[2] Inversor fotovoltaico

 [3] Contador fotovoltaico

 [4] Consumidor

 [5] Contador de la bomba de calor

 [6] Bomba de calor con Vitotronic 200 (modelo WO1C)

[7] Contador de alimentación y consumo

[8] Red eléctrica pública

Instalación fotovoltaica icon-solar.png

Electricidad solar: con una instalación fotovoltaica de Viessmann todo el mundo puede producir su propia electricidad. La transformación de la energía solar gratuita en electricidad es interesante desde el punto de vista económico para el consumo propio, y si se combina con acumuladores de electricidad, incluso podemos ser independientes de la red eléctrica pública.
Lo que debería saber sobre la tecnología fotovoltaica...